Google

lunes, 27 de julio de 2009

Suave debut del Madrid en la Peace Cup


El Real Madrid se volvió a reencontrar ayer con su afición después de un mal final de temporada. Ayer las cosas eran distintas, ya que estaban Ronaldo y Benzema para poner algo más de ilusión a un fútbol que mucho dejó que desear en los últimos partidos de la temporada 2008/09. El rival a batir era el Al Ittihad árabe, conjunto que se enfrentaba con algo de miedo, a priori, a un Real Madrid que apuesta por la Peace Cup como primer campeonato que se llevará al bolsillo.

Pero el encuentro tomo una dirección distinta a la que todos los madridistas hubieran querido, pese al buen fútbol desarrollado por sus jugadores. Con Benzema y Cristiano sobre el terreno de juego, la delantera acompañada por Raúl parecía que podía hacer mucho daño. La primera parte fue por completo del Real Madrid, con algunas llegadas de los árabes pero sin mucho peligro.

En la segunda mitad apareció el gran capitán, Raúl González, quién recogió un pase de Benzema dentro del área y con la pierna derecha y a la media vuelta marcó el primero del nuevo Madrid esta temporada en casa. Poco después, el Al Ittihad consiguió el gol de empate, gracias a un balón parado que bien supo aprovechar Aboucherouane con la cabeza para batir a Dudek.

Tras el gol del empate, Pellegrini realizó cambios, pero sin duda, el que más gustó a la afición blanca fue el de Granero, jugador que ha vuelto a la casa blanca incluso sin importarle las condiciones económicas, y que enganchó un balón al travesaño que hizo desatar la locura entre los madridistas.

Los árabes tuvieron al final del partido un par de claras ocasiones que tal vez el miedo del Bernabéu les hizo fallar, pero si es cierto que el Real Madrid fácilmente pudo acabar derrotado ayer en casa. Ahora el Real Madrid tratará de pasar a semifinales ganado mañana al Liga de Quito, equipo sudamericano que se espera de más guerra que los árabes.
Publicar un comentario